Conéctate con nosotros

Mundo

SE CERRÓ EL AGUJERO DE LA CAPA DE OZONO EN LA ZONA DEL ÁRTICO

El agujero sin precedentes en la capa de ozono estratosférica sobre el Ártico se cerró.

El motivo de su desaparición no tiene nada que ver con la reducción de la contaminación que permitió el confinamiento a causa del coronavirus, sino más bien con una ola de calor, según afirmó en su cuenta de Twitter el Servicio de Monitoreo de Atmósfera Copernicus.

«El vórtice polar se dividió, permitiendo la irrupción de aire rico en ozono en el Ártico, un ciclón persistente a gran escala en la zona ubicado en la media y alta troposfera y la estratosfera», explica Copernicus.

Copernicus añade que si bien parece que el vórtice polar aún no llegó a su fin y se reformará en los próximos días, los valores de ozono no volverán a los niveles muy bajos vistos a principios de abril.

Todo se descubrió a fines de marzo cuando un fenómeno extraordinario dejó a la comunidad científica totalmente descolocada. Se detectó en el Polo Norte un agujero de enormes dimensiones en la capa de ozono, gas que protege a la Tierra de la mayor parte de la radiación ultravioleta del Sol.

A principios de abril la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) confirmó su existencia empleando datos del satélite Sentinel-5P de Copernicus.

Aunque no era un fenómeno aislado porqué ya se habían producido «miniagujeros» sobre el polo norte en otras ocasiones, si era inédito su tamaño (un millón de kilómetros cuadrados) y su duración.

La principal teoría que explica su formación pasa por unas condiciones atmosféricas poco habituales, señala DPA.

Según los científicos, unas temperaturas inusualmente gélidas en la estratosfera hicieron que se desplomen los niveles y se abra este agujero en la capa de ozono estratosférico sobre el Ártico esta primavera, del mismo modo que se produce desde hace décadas en la Antártida tras concluir el invierno austral.

Normalmente, las temperaturas mínimas en el Ártico tienden a ser menores que en la Antártida porque no se alcanzan niveles tan extremos.

Pero, este año unos potentes vientos alrededor del polo norte atraparon aire frío, este fenómeno se conoce como «vórtice polar». La pérdida de este gas llegó al 30 por ciento en la vertical del Polo Norte, con temperaturas por debajo de -80 grados.

La estratosfera sobre el Ártico es demasiado cálida y el vórtice polar demasiado inestable para que se dieran esas condiciones. El agujero de la capa de ozono en la Antártida se intensificó hace décadas por las emisiones industriales de gases que destruyen el ozono, un gas protector de la vida en la Tierra frente a los rayos ultravioleta.

La prohibición de estos compuestos en el Protocolo de Montreal en 1989 permitió que ese fenómeno, inusual en el Ártico, disminuya en la actualidad.

FUENTE: Clarín.

Continuar leyendo
Publicidad
Clic para comentar

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mundo

VACUNA DE PFIZER NECESITARÍA UNA TERCERA DOSIS

Las personas que han recibido la vacuna de Pfizer “probablemente” necesitarán una tercera dosis en un plazo de seis meses a un año, y luego probablemente una inyección cada año, dijo el jefe del gigante farmacéutico estadounidense.
 
“Una hipótesis probable es que se necesite una tercera dosis, entre los seis y los 12 meses, y a partir de ahí habrá que volver a vacunar cada año, pero todo eso tiene que confirmarse”, dijo el director general de Pfizer, Albert Bourla, en declaraciones a la CNBC.
 
Anteriormente, el director de la célula anti-COVID de la administración Biden también aseguró que los estadounidenses deberían esperar recibir una inyección de refuerzo de la vacuna para protegerse de las variantes circulantes del coronavirus.
 
“En este momento no lo sabemos todo”, reconoció el médico David Kessler durante una audiencia ante los legisladores estadounidenses.
 
“Estamos estudiando la duración de la respuesta de los anticuerpos” contra el coronavirus, dijo.
 
La alianza Pfizer/BioNTech ya había anunciado en febrero que estaba estudiando los efectos de una tercera dosis de su vacuna en un estudio clínico.

Continuar leyendo

Mundo

UNA MUJER MURIÓ Y OTRA ESTÁ GRAVE TRAS VACUNA DE JOHNSON & JOHNSON

Una mujer murió y otra se encuentra grave dentro de los 6 casos de reacción adversa a la vacuna de Johnson & Johnson que han provocado la decisión del gobierno estadounidense de detener las vacunaciones de este producto.

Así lo apuntaron responsables de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, en inglés) y la Administración de Fármacos y Alimentos (FDA, en inglés) que comparecieron en una conferencia de prensa este martes tras anunciarse una pausa en el uso de esta vacuna.

La suspensión, recordaron, es una recomendación y no un mandato, porque, según las autoridades sanitarias de EU, la cifra de afectados es muy pequeña y si un profesional médico y su paciente entienden que el beneficio de vacunarse es mayor que el riesgo y quieren seguir adelante, pueden hacerlo.

El médico Peter Marks, responsable del Centro de Evaluación Biológica e Investigación de la FDA, explicó en la comparecencia de prensa que las 6 personas con efectos adversos han sufrido un tipo raro de trombosis cerebral.

Por su parte, la subdirectora principal de los CDC, Anne Schuchat, pidió a los ciudadanos que se hayan puesto esta vacuna en las últimas dos semanas que vigilen los síntomas y acudan al médico si tienen dolores fuertes de cabeza, abdominales o en la pierna, además de dificultad para respirar.

Además, solicitó a los profesionales médicos que cuando encuentren pacientes con niveles bajos de plaquetas comprueben si han sido vacunados recientemente.

En cualquier caso, Schuchat recalcó que quienes lleven más tiempo vacunados con esta fórmula no tienen por qué sufrir efectos adversos, y añadió que no se puede generalizar porque los casos registrados suponen una cifra muy pequeña.

Un número que, en cualquier caso, y dada la gravedad de los efectos sufridos, ha sido suficiente para tomar la decisión de recomendar la pausa y revisar todos los datos.

Marks reconoció, por otro lado, que los efectos secundarios son parecidos a los que se han registrado con la vacuna de AstraZeneca.

Continuar leyendo

Mundo

PIDEN PAUSAR VACUNA DE JOHNSON & JOHNSON POR CASOS DE TROMBOSIS

Estados Unidos recomendó este martes pausar la administración de la vacuna contra el coronavirus desarrollada por Johnson & Johnson para investigar los reportes de trombos potencialmente peligrosos.

En un comunicado conjunto, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) y la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) dijeron el martes que estaban investigando los trombos detectados en seis mujeres en los días posteriores a la vacunación, combinados con un reducido conteo de plaquetas.

En Estados Unidos se han administrado más de 6.8 millones de dosis de la vacuna de J&J, que es de una sola aplicación.

Los canales de distribución federales, incluyendo los centros de vacunación masiva, dejarán de usar temporalmente el fármaco, y se espera que los estados y otros proveedores hagan lo mismo.

Otras dos vacunas, la de Moderna y la de Pfizer, comprenden la vasta mayoría de inoculaciones administradas en Estados Unidos y no están afectadas por la pausa.

El Comité Asesor de Prácticas de Inmunización de los CDC se reunirá el miércoles para estudiar los casos. La FDA ha iniciado su propia investigación.

«Hasta que el proceso esté completo, recomendamos una pausa en el uso de esta vacuna por precaución», dijeron los doctores Anne Schuchat, subdirectora de los CDC, y Peter Marks, director del Centro de Evaluación e Investigación Biológica de la FDA, en un comunicado conjunto.

Las agencias recomiendan que quienes hayan recibido la vacuna J&J y hayan experimentado dolores de cabeza, dolores abdominales, dolores en la pierna o dificultades para respirar tres semanas después de la inyección contacten a su médico.

Continuar leyendo

Noticias Destacadas

Auto Publicar en Twitter Powered By : XYZScripts.com